Admira Sri Lanka en todo tu esplendor

Sri Lanka ofrece al visitante un abundante patrimonio cultural, espiritual, natural e histórico. Si te apasionan aquellos países que pueden ofrecerte experiencias distintas y gratificantes, éste es tu programa.

Comenzaremos el recorrido en Colombo, la capital, una ciudad que se abre al océano. Después, continuaremos hacia el orfanato de elefantes de Pinnawela, la fortaleza de Sigiriya, con sus jardines de agua, y los murales de las doncellas celestiales, quizá una de las imágenes más representativas de Sri Lanka. A continuación, nos aguadan Dambulla, con sus cuevas repletas de estatuas de Buda y pinturas al fresco, el jardín de las especias de Matale, donde te rendirás a un mar de sensaciones; Kandy, la ciudad con más honda tradición espiritual del país; el espectacular jardín botánico de Peradeniya, las plantaciones de té de Nuwara Eliya, en el que crece el producto estrella de Sri Landa; el Parque Nacional de Yala, donde te asombrarás ante la biodiversidad de la isla; Galle, lugar en el que se hace patente la huella de la colonización portuguesa y holandesa y, para finalizar, Beruwela, con sus playas tropicales.

¿Qué más se puede pedir?

Descubre el programa del viaje

Sri Lanka

Día 1: España-Colombo

Tomaremos un vuelo a Colombo, la capital de Sri Lanka, desde tu ciudad de origen. Noche a bordo.

Día 2: Colombo

Tras aterrizar en el aeropuerto internacional de Colombo, un representante de nuestra organización nos dará bienvenida. A continuación, salida por carretera hacia el hotel. Check-in y resto del día a tu disposición. Alojamiento. 

Día 3: Colombo-Pinnawella-Sigiriya

Desayunaremos en el hotel y nos trasladaremos por carretera hacia Pinnawella para visitar su orfanato de elefantes. Seguidamente, saldremos hacia Sigiriya y accederemos a la fortaleza de la Roca. Al final del día, llegaremos al hotel. Resto del día libre y alojamiento.

Día 4: Sigiriya-Dambulla-Matale-Kandy

Después del desayuno, nos dirigiremos a Kandy visitando de camino el templo de Dambulla. Tras retomar nuestra ruta hacia Kandy, visitaremos en ruta el jardín de las especias en Matale, donde disfrutaremos de 20 minutos de masaje ayurvédico. Después, seguiremos hacia Kandy, epicentro cultural de la isla. Asimismo, también tendremos la oportunidad de conocer el Museo del Té de Ceilán. Llegada al hotel en Kandy y, por la tarde, visitaremos el templo de la Reliquia del Diente. Alojamiento.

Día 5: Kandy-Peradeniya-Nuwara Eliya

Tras desayunar, iremos al jardín botánico de Peradeniya. Posteriormente visitaremos el Museo de Gemas en Kandy y una fábrica de seda. Seguiremos después hacia Nuwara Eliya, visitando de camino una plantación y una fábrica de té. Finalmente, retomaremos la marcha hasta Nuwara Eliya, población de aire colonial que tendremos ocasión de conocer en un recorrido guiado. Traslado al hotel y alojamiento.

Día 6: Nuwara Eliya-Ella-Yala

Desayuno en el hotel y salida por carretera hacia Yala. De camino, visitaremos la localidad de Ella, antes de acercarnos hasta las cataratas de Bambarakanda, las más altas de Sri Lanka. Continuación hacia Yala. Allíl se halla el Parque Nacional de Yala, donde se concentra la mayor biodiversidad del país. Llegada a nuestro hotel y alojamiento.

Día 7: Yala-Galle-Bentota

Empezaremos el día con un pícnic que nos servirá de desayuno, antes de salir hacia el Parque Nacional de Yala para realizar un safari en vehículo todoterreno. Después, partiremos hacia Galle para visitar el Museo Arqueológico Marítimo Nacional y el fuerte holandés del siglo XVII. Después, continuaremos hacia Bentota. La tarde la tendrás a tu disposición para disfrutar de las playas de esta localidad. Alojamiento en el hotel.

Día 8: Bentota

Jornada libre en régimen de alojamiento y desayuno.

Día 9: Bentota-Colombo-España

Desayuno en el hotel. A la hora establecida, nos trasladaremos al aeropuerto internacional de Colombo para tomar el vuelo de vuelta a casa. ¡Deseamos que haya sido una experiencia única y que tengamos ocasión de volver a vernos muy pronto!

Visitar la playa de Colombo al atardecer

Un rincón ideal para disfrutar del sol y de los deportes acuáticos

Aunque hay otros lugares de Sri Lanka que superan en belleza arquitectónica a su capital, Colombo, esta urbe cuenta con un reclamo que, por sí solo, ya justifican la visita: su playa. No obstante, tal vez sería mejor hablar en plural, ya que esta localidad da cabida a dos playas en su área metropolitana: las de Negombo y Mount Lavinia.

La primera de ella, situada muy cerca del Aeropuerto Internacional Bandaranaike y junto al pueblo pesquero de Negombo, es un punto de relax en el último día de los viajes organizados a Sri Lanka. En ella, podrás relajarte y tomar el sol en aguas del Índico, llevar a cabo todo tipo de deportes acuáticos y degustar marisco de gran calidad en alguno de sus restaurantes.

Además, Negombo es uno de los lugares de asueto preferidos por los habitantes de Colombo. Allí se reúnen adultos, niños, estudiantes con uniformes, enamorados y gente que hace volar cometas, lo que da pie a una estampa costumbrista singular. Al caer la tarde, la zona suele llenarse de músicos ambulantes y vendedores de comida rápida, cuyos productos impregnan el ambiente con su particular aroma.

Eso sí: si quieres darte un chapuzón, ten en cuenta que esta playa tiene una pendiente bastante pronunciada.

Desde allí, se pueden hacer excursiones hasta las marismas de Muthurajawela, un humedal que es el hogar de 75 especies de animales, entre las que se cuenta una nutria endémica.

La otra playa de Colombo es la de Mount Lavinia, considerada como una de las mejores del país. Situada al sur, a pocos kilómetros del centro urbano, este enclave debe su nombre a la antigua y lujosa  residencia de Sir Thomas Maitland, que fue gobernador de la antigua Ceilán entre 1805 y 1811. En 1947, un año antes de la independencia de Sri Lanka, el lugar se convirtió en el opulento Mount Lavinia Hotel, aún en funcionamiento. Desde su terraza, se puede disfrutar de unas vistas espectaculares.

A la hora del baño, se aconseja tener cuidado con las corrientes marinas, ya que suelen ser fuertes.

Un último apunte: todavía más al sur de Colombo, también encontrarás otras dos playas: las de Induruwa y Bentota.

¿Sabías que...

…Sir Lanka fue el primer país del mundo que tuvo a una mujer como Primera Ministra?

Se trata de Sirimavo Bandaranaike (1916-2000),  viuda del dirigente Solomon Bandaranaike (1899-1959). Además, ocupó el cargo mencionado en tres ocasiones, entre 1960 y el 2000.

Su llegada al poder por primera vez vino precedida del asesinato de su esposo un año antes, en 1959, cuando era Primer Ministro, a manos de un monje budista. A resultas del magnicidio, el Parlamento fue disuelto por el Gobierno en 1960. El Partido Nacional Unido (PNU), ganador de la elecciones generales, perdió al poco tiempo los comicios, por lo que el Partido de la Libertad de Sri Lanka (PLSL), liderado por la viuda del fallecido, volvió al poder. Permaneció en él hasta 1965, cuando Dudley Senayake, del PNU, formó Gobierno por segunda vez.

Bandaranaike recuperó el puesto el 1970, cuando formó un Ejecutivo de coalición de ideología trotskista. Esta vez, estuvo al frente del país hasta 1977. Su última etapa como Primera Ministra fue entre 1994 y el 2000, fecha en la que la muerte le sorprendió en Colombo.

Como curiosidad, cabe destacar que Bandaranaike es la madre de Chandrika Kumaratunga (1945), la actual líder del PLSL.

Disfrutar de un masaje ayurvédico

Ponte en manos de los mejores especialistas del mundo en esta disciplina

Para relajarte o llenarte de energía después de todas las emociones que te aguardan en este viaje por Sri Lanka, nada mejor que disfrutar de un relajante masaje ayurvédico, una de las propuestas más solicitadas por quienes visitan la isla por primera vez.

La palabra Ayurveda —del sánscrito, āyuh, que significa ‘duración de la vida’, y vedá, que pude traducirse como ‘conocimiento o verdad’— da una idea de la naturaleza de este tratamiento personalizado. En él se combinan diversas técnicas que ayudan a mejorar la salud física y mental, eliminar toxinas, mantener a raya el estrés y, según dicen, prolongar la vida.

Esta corriente de la medicina tradicional se estudia y se aplica en la India desde hace más de 5.000 años, y tiene como objetivo restablecer el equilibrio del cuerpo y la mente.

Para ello, los expertos en masajes ayurvédicos emplean aceites esenciales y recomiendan la ingesta de algunas plantas medicinales, escogidas según las necesidades específicas de cada paciente. Por lo tanto, carecen de efectos secundarios.

Además, los masajes ayurvédicos se pueden complementar con sesiones de meditación, yoga o taichí. A su vez, también pueden ir acompañados de otras técnicas de belleza occidentales, como el peeling o las sesiones de sauna.

Este tipo de tratamiento es perfecto para persona de cualquier edad, y una excelente opción para que tu viaje sea aún más motivador.

A lo largo y ancho del país, encontrarás numerosos hoteles de lujo, spas y centros de belleza en los que los experimentados masajistas cingaleses te dejarán como nuevo/a.

¡No dejes escapar esta oportunidad!

¿Sabías que...

…la corriente religiosa mayoritaria en Sri Lanka no es el hinduismo, sino el budismo?

En concreto, la población profesa mayoritariamente el budismo Theravada —este término significa ‘obediencia’—, una de las 19 escuelas que formaron el budismo original. De hecho, en el 2001, el 69,1% de la población se declaraba seguidor de esta rama.  

Pese a todo, lo cierto es que la Constitución de 1972 no otorgó al budismo el estatus de religión oficial. Si bien se le reconoce un lugar privilegiado, la Carta Magna garantiza el mismo grado de protección para cualquier creencia.

En ese mismo año, el país contaba con un 11,6% de hindúes, un 7,6% de musulmanes y un 6,2% de cristianos, por lo general católicos. Curiosamente, los descendientes de los colonos holandeses, cristianos protestantes, actualmente tienen una presencia testimonial en la isla. Además, son muchos los que han decidido emigrar a Occidente.

Se da la paradoja de que la iglesia de Wolvendaal, situada en Colombo y considerada como la más antigua de Sri Lanka (fue fundada en 1749), fue establecida por los colonizadores de los Países Bajos.

Asistir al festival de Perahera, en Kandy

Participa en un evento que aúna folclore y espiritualidad

Si quieres empaparte de la esencia de la cultura srilanquesa, no puedes perder el mayor festival que tiene lugar en este país: el festival de Perahera o festival del Diente, una tradición budista que se celebra cada verano en la ciudad de Kandy, la capital religiosa de Sri Lanka. Concretamente, se lleva a cabo en julio o agosto, coincidiendo con el mes de Esala (la fecha exacta varía de un año a otro).

A lo largo de 10 jornadas, los asistentes tienen la opción de contemplar espectaculares desfiles nocturnos de elefantes engalanados y ornados con bombillas, acompañados de bailarines, acróbatas, faquires y cantantes. El motivo no es otro que sacar en procesión la reliquia más preciada del país: un canino que, según los devotos, perteneció al mismísimo Buda, y que durante el resto del año se custodia desde el siglo XVI en el templo del Diente de Buda, una de las grandes atracciones de Kandy. 

Se estima que el Perahera actual proviene de la fusión de dos Peraheras más antiguos, aunque relacionados entre sí: el de Esala y el de Dalada. El Esala Perahera, cuyos orígenes se remontan probablemente al siglo III a.C., consistía en un ritual para invocar la lluvia. Por su parte, el Dalada Perahera podría haberse iniciado con la llegada de la reliquia del diente de Buda a Sri Lanka, que se produjo en el siglo IV a.C.

Hasta la época del rey Sri Kirthi Rajasinghe (1747-1781), monarca de Kandy, la valiosa pieza dental era considerada propiedad privada del rey, por lo que el pueblo llano no tenía oportunidad de venerarla. Por eso, Rajasinghe decidió instaurar una procesión que acercara el preciado colmillo a los fieles. Una tradición que continuó pese a la llegada de los británicos en 1815, quienes confiaron los pormenores del festival al clero budista.

¡Prepárate para contemplar este momento único durante tu visita a Kandy!

¿Sabías que...

…Sri Lanka cuenta con el mayor centro de elefantes criados en cautividad del mundo?

Se trata del orfanato de elefantes de Pinnawala, sito en el suroeste de Sri Lanka. Este recinto se hace cargo de ejemplares abandonados, perdidos o heridos del llamado elefante de Sri Lanka (Elephas maximus maximus), una de las tres subespecies reconocidas del elefante asiático —y la mayor de toda Asia—, originaria de este país y descrita por primera vez por el zoólogo y botánico sueco Carl Linnaeus en 1758. 

Desde 1986, el elefante de Sri Lanka fue clasificado como una especie en peligro de extinción por la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (en inglés, IUCN). De hecho, su población se ha reducido a la mitad en las últimas tres generaciones (60-75 años). La principal amenaza a la que se enfrentan estos paquidermos endémicos es la pérdida de su hábitat, ocasionada por el deterioro medioambiental de la isla. 

En la actualidad, la población de elefantes de Sri Lanka prácticamente se limita a las zonas secas del norte, el este y el sureste del país. Entre en los que pueden verse ejemplares en libertad, se cuentan los Parques Nacionales de Yala, Udawalawe,  Lunugamvehera, Wilpattu y Minneriya, aunque también viven fuera de las áreas protegidas. 

Por otro lado, se estima que Sri Lanka posee la mayor densidad de elefantes en Asia. Todo ello sin olvidar la innegable importancia de estos mamíferos en la cultura y el folklore nacional, hasta el punto de ser un elemento clave en tradiciones tan arraigadas como la procesión de Perahera, que tiene lugar todos los veranos en Kandy.

 

España-Colombo

Ponemos en tus manos uno de nuestros viajes más completos por Sri Lanka, rebautizada popularmente como la Perla del Índico. Poseedora de sobrecogedores paisajes naturales, un extenso abanico de flora y fauna salvaje, fantásticas playas y unas gentes amables y acogedoras, esta tierra te enamorará desde el primer momento.

Confía en nosotros y deja que te sorprendamos. Tú sólo tendrás que hacer tu reserva y presentarte en el aeropuerto de tu ciudad de origen entre dos y tres horas antes de que salga tu vuelo a Colombo, la capital de Sri Lanka.  

Pasaremos la noche a bordo y tras aterrizar, un representante de nuestra organización nos dará la bienvenida y nos acompañará a nuestro hotel en Colombo. Tras el check-in, tendrás tiempo libre para empezar a recorrer esta moderna e interesante ciudad por tu cuenta.

Esta urbe, también conocida como el principal puerto sobre el río Kelani, se encuentra al oeste de Sri Lanka y es uno de los núcleos urbanos más importantes de este país insular. Uno de los festivales más pintorescos de Colombo es la celebración del nacimiento y muerte de Buda, en la que las calles se llenan de luz y comida para las personas más necesitadas.

Alojamiento. 

Resumen del día

Vuelo a Colombo, capital de Sri Lanka, desde cualquiera de las ciudades de origen indicadas en el programa del viaje. Después de pasar la noche a bordo y aterrizar en nuestro destino, uno de nuestros representantes nos recibirá y nos acompañará a nuestro hotel. Concluido el check-in, tiempo libre y alojamiento.

Colombo-Pinnawella-Sigiriya

Después del desayuno, nos trasladaremos por carretera hacia Pinnawella, donde tendremos la oportunidad de visitar un orfanato de elefantes. Esta localidad se encuentra cerca de Kegalle, en el camino hacia Kandy, que se ha convertido en una parada obligatoria para la mayoría de los viajeros.

El orfanato, inaugurado en 1972, es un proyecto creado para proteger a los elefantes salvajes abandonados o huérfanos que, de otra manera, no habrían sobrevivido en la naturaleza. En la actualidad, se ha consolidado como una de las principales atracciones turísticas de Sri Lanka. Dentro de este santuario, los elefantes vagan con total libertad, si bien el punto culminante de la visita son las sesiones de alimentación y el momento en el que estos encantadores paquidermos se acercan al río para tomar un baño.

Seguidamente, saldremos hacia Sigiriya para conocer la fortaleza de la Roca, sita a 180 m de altura, que fue utilizada por el rey Kasyapa (477-495) para instalar su palacio. Sin duda, el paisaje que rodea la roca, sus estanques y la antigua ingeniería y el sistema hidráulico utilizados te dejarán sin palabras. Además, las vistas desde la parte superior son simplemente impresionantes. Desde 1982, el complejo forma parte del Patrimonio de la Humanidad de la UNESCO.

 Al final del día, llegaremos a nuestro hotel en Sigiriya. Check-in, resto de la jornada libre y alojamiento.

Resumen del día

Tras desayunar en el hotel, nos partiremos hacia la localidad de Pinnawella, donde visitaremos un orfanato de elefantes. A continuación, saldremos hacia Sigiriya y ascenderemos a la fortaleza de la Roca. Por último, traslado el hotel a última hora de la tarde, resto de la jornada libre y alojamiento.

Sigiriya-Dambulla-Matale-Kandy

Terminado el desayuno, nos trasladaremos a Kandy, una localidad situada en pleno corazón del país, ubicada en una meseta y rodeada de colinas, plantaciones tropicales y campos de té. Asimismo, dicha ciudad destaca por haber sido la última capital de la era los antiguos reyes.   

Sin embargo, antes de llegar, haremos un alto en el camino para admirar el templo de Dambulla, considerado como el monasterio de cuevas más grande y mejor conservado del país. Lugar de peregrinación sagrado para los seguidores del budismo durante 22 siglos, se trata de un complejo de grutas formado por cinco santuarios, en los que se han establecido importantes monasterios desde el siglo III a.C. Más adelante, serviría de refugio para el rey Valagambahu en el siglo I a.C. Posteriormente, y tras el regreso del exilio, el monarca Anuradhapura convirtió las cuevas en un magnífico templo para los monjes que lo protegían. En 1991, el lugar fue incorporado a la lista del Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO.

Acto seguido, también visitaremos el jardín de las especias de Matale, donde disfrutaremos de un reparador masaje ayurvédico por espacio de 20 minutos.

Por último, retomaremos la marcha hasta Kandy, epicentro cultural de Sri Lanka. El reino de Kandy fue el último baluarte de los cingaleses, mucho tiempo después de que la isla hubiera caído en manos de los portugueses, los holandeses y los ingleses. En esta localidad, visitaremos el Museo del Té de Ceilán, antes de trasladarnos a nuestro hote para el reparto de habitaciones.

Por la tarde, admiraremos el Sri Dalada Maligawa o templo del Diente de Buda. Declarado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO en 1988, conserva en su interior la reliquia que le da nombre.

Acabado el recorrido, regreso al hotel y alojamiento.

Resumen del día

Desayunaremos en el hotel y saldremos por carretera hacia Kandy, visitando en ruta el templo de Dambulla. Después, visitaremos en ruta el jardín de las especias en Matale, donde disfrutaremos de un relajante masaje ayurvédico. Después, retomaremos la marcha hasta alcanzar Kandy, donde abre sus puertas el Museo del Té de Ceilán. Por la tarde, haremos una visita el templo de la Reliquia del Diente. Por último, traslado a nuestro hotel y alojamiento.

Kandy-Peradeniya-Nuwara Eliya

Tras el desayuno, nos dirigiremos al Real Jardín Botánico de Peradeniya. Situado en las inmediaciones de Kandy. Poseedor de una superficie de 59 hectáreas, tiene sus orígenes en el año 1371, fecha en la que el rey Wickramabahu III subió al trono y trasladó la corte a Peradeniya, en las proximidades del río Mahaweli. Dentro de este recinto, tendremos la oportunidad de contemplar árboles gigantes y llamativas palmeras.

Posteriormente, visitaremos el Museo de Gemas en Kandy, donde podremos admirar el famoso zafiro azul de Ceilán, y una fábrica de seda.

Después, nos desplazaremos hasta la localidad de Nuwara Eliya, visitando por el camino una plantación y una fábrica de té.

Nuwara Eliya, conocida como la Capital de Colinas, se esconde en las montañas centrales de Sri Lanka y a una altitud de 1.828 m. Los plantadores británicos, que llegaron a la región con el objetivo de cultivar té a mediados del siglo XIX, empezaron a tratar este lugar como su refugio en verano, donde el clima es mucho más suave que en su tierra natal. Por el hecho de haber sido creada por los británicos —y más concretamente, por el inglés Sir Samuel Baker—, Nuwara Eliya ha sido rebautizada como la Pequeña Inglaterra. Un sobrenombre al que responden sus viviendas de aire victoriano, el el majestuoso Victoria Park, su campo de golf y su lago de canotaje.

Una vez allí, realizaremos una visita comentada por sus calles más importantes, cuyos monumentos más destacados son la Casa de la Reina y la Oficina de Correos, dos magníficos ejemplos de edificios coloniales.

Finalizada la visita, traslado a nuestro hotel y alojamiento. 

Resumen del día

Después del desayuno, nos dirigiremos al jardín botánico de Peradeniya y accederemos al Museo de Gemas en Kandy y una fábrica de seda. A continuación, nos desplazaremos a Nuwara Eliya, visitando en ruta una plantación y una fábrica de té. Finalmente, retomaremos la marcha hasta alcanzar Nuwara Eliya, donde efectuaremos una visita guiada en compañía de nuestro guía. Por último, traslado al hotel y alojamiento.

Nuwara Eliya-Ella-Parque Nacional de Yala

Tras desayunar en nuestro hotel, nos despediremos de Nuwara Eliya y pondremos rumbo al Parque Nacional de Yala, el mayor reclamo natural de Sri Lanka.

De camino, visitaremos Ella, una pequeña ciudad en la que predomina un agradable clima templado, y rodeada de verdes e idílicas colinas. El principal atractivo de Ella es la impresionante vista de la Ella Gap, famosa por sus bellísimas cascadas. Además, también visitaremos la cueva de Sita, conocida por diversas e interesantes leyendas.

Seguidamente, contemplaremos las cataratas de Bambarakanda, que se encuentran a 240 m de altura, lo que las convierte en las más altas de Sri Lanka. Normalmente, los mejores meses para admirar este salto de agua son los meses marzo y abril, sin embargo, cualquier visita después de lluvias tiene su encanto. Las cataratas se encuentran a 11 km de Belihul Oya, en ruta hacia Haputale y cerca de Kalupahana.

Después de ver este maravilloso lugar, continuaremos nuestra ruta por carretera hacia el Parque Nacional de Yala, un espacio protegido que es el hogar de la mayor variedad de vida silvestre del país y, por lo tanto, su destino más popular. Fundado en 1900 como santuario de vida silvestre y elevado a la categoría de Parque Nacional en 1938, está formado por cinco zonas que suman una superficie total de 151.778 hectáreas. Sus límites dan cabida a dunas, matorrales, bosques fluviales, bosques secundarios y lagunas costeras con manglares. Asimismo, en esta reserva  natural viven aproximadamente 215 tipos de pájaros —es el mayor santuario de aves a nivel estatal— y 44 especies de mamíferos, incluyendo la subespecie de leopardo Panthera pardus Kotiya, en peligro de extinción y localizado únicamente en Sri Lanka. Por otro lado, no hay que perder de vista que la isla es el lugar del mundo que concentra un mayor número de estos felinos.

Llegada a su hotel y alojamiento.

Resumen del día

Comenzaremos la jornada desayunando en el hotel y partiendo por carretera hacia Yala. Durante el trayecto, nos detendremos para visitar la localidad de Ella, así como las espectaculares cataratas de Bambarakanda. Finalizadas estas visitas, retomaremos la marcha hasta el Parque Nacional de Yala. Llegada, traslado a nuestro hotel y alojamiento.

Parque Nacional de Yala-Galle-Bentota

Empezaremos el día saboreando un delicioso almuerzo de tipo pícnic, antes de realizar un safari fotográfico en vehículos todoterreno por el Parque Nacional de Yala. Entre los muchos animales que tendremos ocasión de avistar —si bien muchos de ellos se muestran esquivos ante la presencia de seres humanos—, cabe mencionar a jabalíes, búfalos de agua, monos, ciervos, osos, elefantes, cocodrilos y centenares de aves tropicales, incluyendo siete especies endémicas de Sri Lanka. A su vez, este espacio protegido también alberga diversos ecosistemas, como la pluviselva, la selva tropófila, las praderas y los humedales.

Después de esta magnífica experiencia, nos dirigiremos hacia la localidad costera de Galle, una ciudad que tendremos ocasión de recorrer.

Galle experimentó su etapa de máximo esplendor en el siglo XVIII, antes de la llegada de los británicos, quienes se decantaron por potenciar el desarrollo urbanístico en Colombo, la actual capital del país. Históricamente, Galle ha sido un lugar de enorme importancia, debido a su ubicación estratégica en la costa meridional, así como por su puerto natural. Antiguo centro de comercio de gemas, perlas y especias, fue el punto en el que hacían escala numerosos buscadores de tesoros. Por otro lado, hay quien cree que Galle fue también el puerto de la antigua Tharsis, a la que el legendario Salomón enviaba a sus hombres a buscar el marfil y los pavos reales que aparecen citados la Biblia.

Una vez en esta impresionante urbe, visitaremos su Museo Arqueológico Marítimo Nacional. No obstante, el principal atractivo de Galle es el fuerte holandés del siglo XVII, que fue declarado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO en 1988. Por supuesto, también dedicaremos un tiempo a conocerlo.

Tras este completo tour, nos pondremos en marcha hasta alcanzar Bentota. Después de hacer el check-in en el hotel y el correspondiente reparto de habitaciones, tendrás la tarde libre para disfrutar a su aire esta ciudad o relajarte en la playa.

Alojamiento.

Resumen del día

La jornada arranca con un desayuno de tipo pícnic, antes de efectuar una visita al Parque Nacional de Yala en 4 x 4. A continuación, nos desplazaremos hacia Galle por carretera para visitar el Museo Arqueológico Marítimo Nacional y el fuerte holandés del siglo XVII. Después, seguiremos con nuestro recorrido hasta alcanzar Bentota. Traslado al hotel, check-in, tarde libre para actividades personales y alojamiento.

Bentota

En esta penúltima jornada de viaje, tendrás el día libre, en régimen de alojamiento y desayuno, para que acabes de aprovechar al máximo tu estancia en la población costera de Bentota.

Perteneciente al distrito de Galle y a la provincia Sur de Sri Lanka, esta ciudad se encuentra a unos 65 km al sur de Colombo y a 56 km al norte de la localidad de Galle. Asimismo, se halla en la orilla meridional de la desembocadura del río Bentota y a tan sólo 3 m sobre el nivel del mar. Como curiosidad, no está de más saber que este topónimo deriva del nombre de un demonio llamado Bem que, según una leyenda, habría gobernado la zona muchos años atrás.

Entre los principales atractivos de Bentota, conviene referirse al criadero de tortugas de Kosgoda. Emplazado a unos 11 kilómetros al sur del núcleo urbano, se trata de un proyecto comunitario para la preservación de esta especie, y que cuenta con el apoyo del Departamento de Vida Silvestre de Sri Lanka.

Otro lugar que merece la pena conocer es el Brief Garden. Localizado a 11 kilómetros del centro de Bentota, es la casa y el jardín del renombrado arquitecto paisajista local Bevis Bawa, el hermano mayor del arquitecto Geoffrey Bawa (1919-2003). Erigida en 1929 en los terrenos de una antigua plantación de caucho, Bawa siguió trabajando en la propiedad hasta su muerte, acaecida en 1992.  

Asimismo, tampoco debes perderte el templo budista de Galapatha Raja Maha Vihare. Situado cerca del río y unos 2 km de la autopista principal de Bentota, da cabida a valiosas inscripciones, tallas de piedra y estanques de la época medieval, así como la reliquia de un diente que perteneció a Sri Anubuddha Maha Kassyapa Arahat.

Por último, también debes de tener en cuenta que, además de disfrutar de la agradable playa de Bentota, la empresa Richy Skylark Helipad ofrece vuelos en helicóptero, lo que te permitirá contemplar la ciudad desde el aire. ¿Te animas a vivir esta aventura inenarrable?

Resumen del día

Después de desayunar en el hotel, tendrás el día libre para acabar de sacar el máximo partido a tu paso por Bentota. Alojamiento. 

Bentota-Colombo-España

Nuestro viaje por Sri Lanka está punto de acabar. Por esto, no queda otro remedio que hacer la maleta, despedirse de Bentota y sus playas y volver a casa.

Tras el desayuno, y a la hora fijada, uno de nuestros representantes en Sri Lanka nos acompañará al aeropuerto internacional Bandaranaike, situado a unos 35 km al norte de Colombo, donde efectuaremos los correspondientes trámites de facturación y embarque. Ya en el avión, habrá tiempo para descansar y revivir todas las emociones experimentadas durante este periplo mágico.

Con la llegada al aeropuerto de origen en España, finalizan nuestros servicios. Esperamos que esta experiencia haya sido muy especial para ti y que, en adelante, tengas un recuerdo imborrable de tu paso por Sri Lanka.  

¡No te olvides de compartir tus vivencias y sensaciones con nosotros y con futuros viajeros en foros de Internet y en las redes sociales! Tu experiencia puede ayudarles a pasar unas vacaciones tan mágicas como las tuyas.

Resumen del día

Después de desayunar, y a la hora establecida, uno de nuestros representantes nos acompañará al aeropuerto internacional Bandaranaike, próximo a Colombo, para tomar el vuelo de regreso España. ¡Esperamos que haya sido una experiencia increíble y que tengamos ocasión de volver a vernos muy pronto!

Hoteles

Selecciona una categoría
Hoteles previstos (o similares) en Colombo
Hoteles previstos (o similares) en Kandy
Hoteles previstos (o similares) en Nuwara Eliya
Hoteles previstos (o similares) en Dambulla
Hoteles previstos (o similares) en Tissamaharama
Hoteles previstos (o similares) en Ahangama
Hoteles previstos (o similares) en 0
Hoteles previstos (o similares) en Colombo
Hoteles previstos (o similares) en Kandy
Hoteles previstos (o similares) en Nuwara Eliya
Hoteles previstos (o similares) en Unawatuna

Guía de
Sri Lanka

El nombre de la asombrosa Sri Lanka, que en sánscrito significa ‘perla resplandeciente’, da pistas al viajero acerca de las maravillas que le aguardan en este destino de cuento de hadas. Y por si quedan dudas, ahí van también sus elocuentes sobrenombres: Perla del Índico y Lágrima de la India, debido a su silueta y a su ubicación geográfica, al sur del país de Ghandi, cuya cultura impregna el día a día de los srilanqueses. Y aún hay más: el mismísimo Marco Polo llegó a decir de ella que era la isla más bonita del mundo. Viniendo del infatigable viajero veneciano, estas palabras merecen ser tenidas en cuenta. 

No es para menos, ya que esta tierra es capaz de enamorar a propios y extraños con su vasto patrimonio monumental, pero también con su innegable espiritualidad. Sin ir más lejos, aquí se halla el Pico de Adán, la montaña más sagrada de Sri Lanka. Por sus laderas, ascienden a pie peregrinos portando velas, ya que los budistas creen que allí están las huellas de Buda (para los cristianos y musulmanes, son las imprentas de Adán). También aseguran que en el templo del Diente de Buda de Kandy se conserva uno diente del famoso príncipe nepalí, que cada verano es sacado en procesión.

La historia de Sri Lanka nos permite entender este fervor religioso, ya que la India ha estado muy presente en el devenir a la isla. Habitada desde tiempos remotos, probablemente por los vedas, este territorio fue invadido hacia el siglo VI a.C. por los indios, comandados por Vijaya, quienes fundaron el reino cingalés. Tres siglos después, se introdujo el budismo y sufrieron la ocupación de otros ejércitos venidos de la India: los tamiles.

El reino de la isla ocupaba la mayor parte de la isla, con capitales en Anuradhapura y posteriormente en Polonnaruwa, mientras que el dominio tamil se centraba en las inmediaciones de Jaffna.

Por el hecho de hallarse en la ruta hacia la India y China, Sri Lanka, cuyo antiguo nombre era Ceilán, recibió en 1505 la visita de los portugueses, quienes fundaron una colonia en Colombo, la capital actual, en 1517. Sin embargo, en 1658, fueron expulsados por los holandeses, quienes dominaron la isla durante más de un siglo, y quienes legaron interesantes construcciones que aún hoy pueden admirarse. El lugar fue tomado por los ingleses en 1795 y 1796, y fue sometido al gobierno de la Compañía de las India Orientales, con sede en Madrás (la actual Chennai, en la India).

En 1802, como resultado de la renuncia holandesa por el Tratado de Amiens, Ceilán pasó a ser una colonia más del Imperio británico, independiente de la India. En 1815, se sometió el reino de Kandy, que hasta entonces había sido autónomo. Desde entonces, la participación cingalesa en los asuntos públicos se fue incrementando, especialmente a partir de 1931, y en 1946, el país logró una considerable autonomía interna hasta obtener la independencia, el 4 de febrero de 1948.

Sin embargo, aparte del acervo cultural, Sri Lanka tiene mucho que ofrecer al visitante. Entre sus numerosos atractivos, cabe citar un perfil costero de 13.640 km, moteado de bellísimas playas como la de Mirissa, Negombo, Bentota, Tangalle o Arugam Bay, al sureste, uno de los lugares más codiciados por los surfistas y vigilado por fotogénicos cocoteros.

El resto de reclamos, vale la pena descubrirlos in situ: en un país dominado por la pasión al voleibol —el deporte nacional por antonomasia, con permiso del críquet—, y donde los lugareños mueven la cabeza de un lado a otro para decir que sí.

¿Vas a dejar pasar la oportunidad de descubrir todo lo que Sri Lanka te tiene preparado?

Bandera de Sri Lanka
¿Sabías que...

…la bandera nacional de Sri Lanka está considerada como una de las más antiguas en el mundo, y es una de las pocas que reconoce varias religiones?

Elegante y solemne, su iconografía permite acercarse al pasado y a la realidad social de la isla. Así, el león, uno de sus símbolos más llamativos, representa a los cingaleses. A su vez, las hojas que decoran las cuatro esquinas de la bandera aluden el budismo. Estos motivos son un guiño a las cuatro virtudes budistas: la bondad, la amabilidad, la felicidad y la ecuanimidad.

Finalmente, la raya vertical naranja es un guiño a la población hindú, mientras que la de color verde reivindica a los musulmanes.

Información útil

Preparando el viaje
Documentación necesaria

Para entrar en Sri Lanka, necesitarás un pasaporte en vigor por un mínimo de 6 meses desde el momento de entrar en el país, así como un visado electrónico (ETA).

Este último requisito, en vigor desde el 1 de enero del 2012, debe tramitarse obligatoriamente online a través de la página web http://www.eta.gov.lk, donde se especifican los diferentes precios (de 10 a 25 dólares estadounidenses) y categorías, en función de la duración y el número de entradas.

Los visados de larga estancia, incluidos los de empleo, deberán tramitarse en la Embajada de Sri Lanka en París con acreditación en España.

Para más información, puedes consultar el siguiente sitio web: http://www.immigration.gov.lk/web/ . Asimismo, también puedes acceder al site de la Embajada Sri Lanka en París http://www.srilankaembassy.fr/?Visit_Sri_Lanka .

Para prorrogar la estancia, tendrás que solicitarlo 8 días antes de que expiren los 30 días ante el Departamento de Inmigración y Emigración: Department of Immigration and Emigration: 41, Ananda Rajakaruna Mawatha, Colombo 10. Teléfonos: (+94) (0) 11 533 33 65 y (+94) (0) 11 533 31 62.

Vacunas y salud

No hay ninguna vacuna obligatoria para los viajeros procedentes de España, aunque se exige la de la fiebre amarilla a aquellos que precedan de zonas afectadas por esta enfermedad. A su vez, se recomienda la vacuna contra la malaria.

Por lo que respecta al sistema sanitario, y pese que se ha notado una mejora en la higiene de los destinos más turísticos, las condiciones sanitarias siguen estando bastante alejadas de los estándares europeos.

Por otro lado, se recomienda no consumir bebidas o alimentos no envasados fuera de los hoteles turísticos. También conviene tener en mente que son relativamente frecuentes los casos de dengue.

Asimismo, también es muy aconsejable disponer de un seguro médico de cobertura internacional, que incluya los gastos de una eventual repatriación. Hay que tener en cuenta que estas situaciones en ausencia de seguro pueden suponer un gran desembolso para el viajero, del que el Estado no se hace responsable.

En caso de enfermedad o problemas médicos, te aconsejamos acudir a los siguientes hospitales:

  • National Hospital Colombo: Regent Street, Colombo 01000. Teléfono: (+94) 112 69 11 11
  • Nawaloka Hospital: 23, Sri Sugathodaya Mawatha, Colombo 2. Teléfono: (+94) 112 32 50 20

Ropa y material recomendados

A la hora de viajar a Sri Lanka, las prendas ligeras de tejidos transpirables (como el algodón o el lino) son útiles en cualquier momento del año. Sin embargo, si tienes pensado moverte por zonas montañosas, te aconsejamos llevar ropa de abrigo (preferentemente, de lana), así como un chubasquero y un paraguas.

Para las mujeres, se aconseja llevar una indumentaria discreta en la playa y en los lugares de culto.

No te olvides tampoco de meter en tu maleta calzado cómodo, sandalias o zapatillas y calcetines de algodón. Y si tienes en mente hacer trekking, escalada o buceo, ten a mano el equipo y el material adecuado.

Tampoco está de más llevar un botiquín de primeros auxilios, repelente antimosquitos, gafas de sol, crema solar, tus medicinas, una fotocopia del pasaporte y del visado, un adaptador de enchufes y una tarjeta de crédito.

Diferencia horaria

La hora oficial en Sri Lanka es GMT+5,5. Es decir, el país lleva 4,5 horas de adelanto respecto a la Península y Baleares de finales de marzo a finales de octubre, y 5,5 horas durante el resto del año. 

En el destino
Moneda

La moneda oficial del país es la rupia de Sri Lanka (LKR), que se divide en 100 centavos. Aproximadamente, un euro equivale a 163,5 rupias.

Actualmente, existen billetes en circulación de 10, 20, 50, 100, 500, 1.000, 2.000 y 5.000 rupias. A la hora de utilizar la moneda local, ten cuidado con los billetes de 500 rupias, ya que son muy parecidos a los de 100. En cuanto a las monedas, su valor facial máximo es de 10 rupias.

Para comprobar si los billetes que te han facilitado en el banco o en la casa de cambio son auténticos, basta con buscar una marca de agua en la que se ve un león.

Asegúrate de que tienes siempre a mano billetes de 50 rupias, 100 rupias, 500 rupias, ya que los necesitarás para adquirir artículos pequeños y comida, ya que, lejos de las grandes ciudades y los principales centros turísticos, no siempre es fácil obtener cambio.

Por lo que atañe a las tarjetas de crédito, la mayoría de hoteles, restaurantes y centros comerciales ubicados en áreas turísticas suelen aceptar las más habituales (VISA y MasterCard). A la hora de efectuar tus pagos, algunos negocios pueden intentar aplicarte un sobrecoste. Si eso ocurre, niégate a pagar esa cantidad, ya que esta práctica es ilegal. 

Idioma

Sri Lanka cuenta con dos idiomas oficiales, el cingalés y el tamil, aunque gran parte de la población domina el inglés en mayor o menor medida. Además, muchos rótulos y carteles informativos también figuran en lengua inglesa. 

Electricidad

La corriente eléctrica en Sri Lanka tiene un voltaje común de 230 o 240 voltios y 50 Hz de frecuencia, valores que son muy similares a los europeos. No obstante, los enchufes son de tipo D (con tres patillas redondas) o G (con tres patillas rectangulares), por lo que necesitarás un adaptador.

Si tienes en mente llevar contigo tu ordenador portátil, te recomendamos que pongas en tu maleta un estabilizador de voltaje para evitar sobretensiones.

Tasas del país

No hay que abonar ninguna tasa antes de salida del país.  

Compras

Uno de los recuerdos más recurrentes de Sri Lanka son las piedras preciosas, en especial los rubíes, las esmeraldas, las piedras de luna y los zafiros. En el caso de esta última gema, se dice que los más bellos del planeta están en ese país.

Tampoco hay que dejar de llevarse a casa el aromático té de Ceilán, que sigue recolectándose a mano por las mujeres srilanquesas, o algunas de las especias más socorridas, como la canela o el pimentón.

Otro tanto podríamos decir de la ropa en batik, una técnica de serigrafía tan minuciosa como apreciada.

Por supuesto, también es aconsejable adquirir alguno de los múltiples bálsamos ayurvédicos a la venta, que dan fe de la vigencia de esta medicina tradicional en Sri Lanka.

Eso sí: si compras productos elaborados con marfil o caparazón de tortuga, ten por seguro que te los requisarán en la aduana. 

Aduanas

Los viajeros mayores de 18 años podrán importar gratuitamente regalos para uso personal y con un valor máximo de 250 dólares estadounidenses, 1,5 litros de bebidas alcohólicas de alta graduación; 2 botellas de vino; 250 ml de agua de colonia y dos 56,8 ml de perfume.

Si viajas en familia, ten presente que sólo se permitirá la importación libre a dos personas.

Por otro lado, ten en cuenta que los derechos de aduana se aplican a la importación de todos los productos de tabaco. Es importante para los viajeros declarar sus efectos personales de valor a la llegada para garantizar la libre exportación.

A su vez, se prohíbe la importación de cualquier material que resulte ofensivo para el sentir religioso, pornografía o drogas.

Se restringe la importación de medicamentos y productos farmacéuticos que no sean para uso personal, antigüedades, frutas, plantas, aves y sus derivados, armas, armas de fuego y municiones y productos adquiridos por motivos de negocio o comercio, excepto las muestras comerciales.

Estos criterios también se aplican a las exportaciones.

Logitravel.com

Más de 2 millones de pasajeros nos confiaron sus vacaciones en 2016. ¿Los motivos?

  • Amplia gama de productos
  • Navegación rápida, sencilla y amena
  • Confirmación online de tu reserva
  • Importantes descuentos por Venta Anticipada
  • Los mejores Chollos de Última Hora
  • El mejor servicio de atención al cliente