Viajes

Guía de viaje Fuenlabrada

Identificación

Fuenlabrada: La ciudad de las fuentes

Ciudad histórica

Introducción Fuenlabrada La ciudad de Fuenlabrada se ubica en el corazón de la comunidad de Madrid, a 22 kilómetros de distancia. A pesar de su pequeña extensión, de poco más de 38 kilómetros cuadrados, posee más de 190 mil habitantes, entre los que se encuentra una población abundantemente joven. Y es que su emblemática Universidad Rey Juan Carlos, sus cafés literarios, famosas celebraciones musicales, festivales y las jornadas flamencas, han hecho de Fuenlabrada un punto de encuentro ineludible para la juventud y para muchos turistas que se acercan a esta ciudad en busca de unas vacaciones diferentes a lo común.

En la actualidad, el municipio de Fuenlabrada presume de su amplia población y de su prospera economía, ya que al ser una de las ciudades del suroeste de la Comunidad de Madrid se ha visto beneficiada de las mejores infraestructuras de comunicación y trasporte. Sin embargo, sus habitantes mantienen el carácter originario humilde procedente de jornaleros y braceros, los primeros pobladores de la ciudad.

Fuenlabrada es conocida desde el siglo XII, cuando la península se repoblaba durante la conquista de los reyes católicos. Fue entonces cuando una decena de familias se instalaron junto a una vieja fuente labrada a cal y canto que, dicen, es originaria de la época morisca. La Fuente Labrada estaba construida en la actual Loranca, aldea precursora de Fuenlabrada junto a la de Fregacedos, así que de esta fuente emana el nombre de la ciudad y su más ligada identidad cultural.

Precisamente de esta fuente surge su escudo heráldico, cuyas señas de identidad son: la fuente origen de la ciudad, campos de labranza, representados a través de los surcos, el castillo y La Corona, como signo de pertenencia al reino de Castilla. Además, cuando el escudo se moderniza se le añade un signo característico de sus ciudadanos: una rama de olivo, icono que recordará que Fuenlabrada es una ciudad de Paz y Convivencia.

El bello paisaje urbano que ofrece Fuenlabrada se distingue por sus calles adornadas con numerosas fuentes que ofrecen a los turistas un agradable paseo construido por los pequeños surtidores de todo tipo: clásicos, como la del Botón, o modernos, como la del barrio ‘El Naranjo’.

Otra inevitable parada en Fuenlabrada es la de la iglesia de San Esteban del siglo XVI. Se trata del monumento más carismático de la localidad que contiene su más preciado patrimonio histórico, como son las obras pictóricas de Claudio Coello o el retablo del altar mayor diseñado en 1707 por José de Churriguera.

Fuenlabrada guarda muchos otros lugares históricos interesantes, además de su famoso calendario de sesiones jazz que se lleva a cabo en distintos locales con motivo del Festival de jazz internacional, Fuenjazz. Pero, de todos los festejos de esta ciudad el más importante es el de la fiesta del Santísimo Cristo de la Misericordia que se celebra en septiembre. Este es el mes en el que la ciudad luce sus mejores galas para recibir a miles de visitantes que acuden a Fuenlabrada para disfrutar de sus grandes ferias, espectáculos teatrales y corridas de toros.

En definitiva, este municipio madrileño no se caracteriza por poseer una gran riqueza histórica monumental, sin embargo, sólo por el esfuerzo con el que sus primeros habitantes llevaron a cabo las obras civiles y religiosas, esta ciudad muestra con orgullo un encantador recorrido entre sus edificios emblemáticos que bien merecen una visita. Y si a esta pequeña ruta monumental le unes sus famosos festivales y sus legendarias fuentes, Fuenlabrada se transforma en uno de los puntos turísticos más atractivos de la comunidad de Madrid.

Otras guías de viaje:

Costa de Portugal:

Otros:

Logitravel S.L.- Agencia de viajes on-line con el CI. BAL 471, 2004 - Todos los derechos reservados
Footer Thawte
true getPixeles@logitravel@0@0@False true