0 Mensajes
Mis últimas búsquedas...
Viajes

Qué visitar en Bayahibe

Bayahibe: Disfruta de la autentica naturaleza del caribe

Mucho más que playa y mar

Qué visitar en Bayahibe Las playas pueden ser lo más atractivo, a primera vista, en esta hermosa zona de la República Dominicana. Pero no hay que llamarse a engaño; hay mucho más que ver y que hacer en Bayahíbe y sus alrededores. Pero aún así, el viajero se sentirá irremediablemente atraído por la playa del pueblo y la playa Dominicus, maravillosas extensiones de arena en el más puro estilo tropical. De estas playas, y también del puerto, parten las embarcaciones que llevan a los turistas a las islas Saona y Catalina. Hay que recordar que tanto Bayahíbe como gran parte de la región de la Romana están situados dentro del Parque Nacional del Este, y lo mismo rige para Isla Saona, la más grande de las dos.

Las costas de Isla Saonason auténticos edenes para los viajeros que las visitan; además de playas, también tiene una bella región de manglares, y muchos turistas acuden a sus fondos marinos para practicar submarinismo y snórkel. En cuanto a Isla Catalina, en la actualidad es propiedad de una empresa italiana y cuenta con un gran centro de buceo y submarinismo; en los fondos transparentes y cálidos que rodean a estas islas se pueden contemplar gran cantidad de coloridos peces tropicales, pero también otras espectaculares especies, como las tortugas. Para los fanáticos del buceo, cabe señalar que en las aguas de la zona hay sumergidos varios pecios; fueron hundidos hace unos años para crear hábitats protegidos para la fauna y la flora subacuáticas. Uno es el barco Saint George, frente a los Viva Resorts, y el otro se encuentra en el Parque Nacional Submarino La Caleta, a 22 kilómetros de Santo Domingo (que está considerado uno de los cinco mejores puntos de buceo del Caribe). Se trata del Hickory , uno de los principales atractivos de la zona, pero también le acompañan el Capitán Alsina y el Limón.

Dentro del Parque Nacional (cuya extensión es de 430 km2) y ya hacia el interior, se pueden encontrar lagos subterráneos, situados en cavernas inundadas y similares a los cenotes mexicanos; aquí reciben el nombre de jagueyes, y en ellos los indios taínos hacían ofrendas a la diosa Atabey, madre de las aguas. Actualmente hay rutas culturales y arqueológicas (como La Ruta Ecológica y Arqueológica Padre Nuestro y la Ruta Cultural La Punta de Bayahíbe) que incluyen la visita a algunos de estos lugares, como el Manantial del Chicho, y que sólo se pueden visitar con permiso de las autoridades; en ellos hay importantes yacimientos arqueológicos y buenas muestras de arte rupestre. En total son más de doscientas las cuevas precolombinas que pueblan este Parque Nacional.

Mientras que la Ruta Ecológica y Arqueológica Padre Nuestro descubre a los visitantes los yacimientos, cuevas y manantiales del interior, la Ruta Cultural Punta de Bayahíbe permite conocer tesoros ecológicos e históricos relacionados con la localidad, como las tradicionales casas, la iglesia Divina Pastora, interesantes exposiciones, el asentamiento prehispánico?Y algo muy especial: el bosque de Pereskya Quisqueyana, planta endémica única en el mundo, que se conoce popularmente con el nombre de Flor de Bayahíbe.

En las cercanías de Bayahíbe se encuentra un enclave realmente interesante, tanto por su atractivo paisajístico como por su interés cultural. Se trata de los Altos del Chavón, un pueblo construido en piedra, imitando una villa española o italiana del Mediterráneo? pero en pleno monte dominicano. Las vistas sobre el río Chavón, que discurre en el fondo de una garganta plena de vegetación tropical, son espectaculares; pero también lo es el ambiente artístico que puebla la zona. En esta localidad residen gran cantidad de artistas internacionales, y tiene su sede una filial de la  prestigiosa Escuela de Diseño Parsons de Nueva York. Además, el pueblo cuenta con estupendos restaurantes, una iglesia (donde, a modo de curiosidad, contrajo matrimonio Michael Jackson), un museo arqueológico y un anfiteatro de piedra con cabida para cuatro mil espectadores, y que ha sido escenario de conciertos de artistas internacionales, como Marc Anthony o Frank Sinatra, entre muchos otros.

No podemos alejarnos de Bayahíbe y La Romana sin mencionar, aunque sólo sea de pasada, la celebérrima Casa de Campo. Este resort de lujo y alto stánding alberga villas a la venta y en alquiler, para todos aquéllos que quieran (y puedan) darse el capricho. Playas privadas, campo de golf, aeropuerto, helipuerto y un puerto deportivo son algunos de los muchos atractivos de este enclave privilegiado, al alcance tan sólo de algunos afortunados?

Footer Thawte